Acerca de Nosotros   |   Artículos   |   Directorio   |   Preguntas   |   Videos   |   Imágenes   |   Regístrese
VISTO: 5511 (1%) VECES
+ -

Conceptos Pupulares acerca de Dios

Publicado por: Editores Viviendo la Vida.com 30 Jul 2009, 10:40 PM

En nuestra Sociedad moderna cada quien parace conocer a Dios, pero al indagar su conoccimiento notamos que el dios de nuestra cultura no es el Dios de la Biblia.

a) Ateísmo.

Es la negación abierta y positiva de la existencia de Dios. La negación de la existencia de un Creador personal y un Gobernador moral.

El ateísmo es un estado anormal de la conciencia inducido por la especulación humana o por la indulgencia en las pasiones pecaminosas.

Es muy probable que jamás haya existido un ateo consistente, ya que el hombre no es capaz de ajustarse a las conclusiones lógicas del ateísmo. Para el ateo consistente no podría existir ni conciencia, ni moralidad, ni sensibilidad ni voluntad. Para él, el universo material es sólo un accidente y todas sus maravillas de coordinación y desarrollo son de carácter fortuito. No conoce causa alguna para nada, ni aun para su propia existencia. No posee ninguna esperanza ni para el presente ni para la eternidad.

Pero para que un hombre pudiese llegar a saber que no hay Dios debería tener una inteligencia igual que la de Dios mismo para poder ser capaz de saber que no hay un Dios en alguna parte.

b) Agnósticos.

El agnosticismo se refugia en la negación de la posibilidad del conocimiento de Dios, y declaran: "la consagración más elevada y verdadera de toda verdadera religión debe ser un altar al Dios no conocido o desconocido". Sin embargo, ese concepto fue solamente el punto de partida al discurso pronunciado por el apóstol Pablo en (Hc 17:23).

El objetivo del agnosticismo es desacreditar la certidumbre en el campo del conocimiento humano. El agnosticismo ataca los poderes mentales del hombre y engendra la desconfianza en los hechos y fuerzas comunes de la existencia humana. Es por tanto una filosofía negativa en todos sus aspectos y destructiva en sus efectos sobre la verdad que es obtenida a través de las funciones normales de las facultades humanas.

En oposición a esa ignorancia manifiesta está el hecho que Dios se ha revelado a sí mismo a los hombres.

El agnosticismo se expresa mejor mediante la frase, "yo no quiero creer", que mediante la frase, "yo no puedo creer".

Es obvio que el agnosticismo es la destrucción de la ciencia. Todas las investigaciones y razonamientos de la ciencia proceden de axiomas, llámense intuiciones, postulados racionales, o por cualquier otro nombre, pero para los agnósticos todos ellos quedan reducidos a una simple apariencia. Si se aferra a su principio su credo será muy corto.

c) Evolución.

La evolución es la teoría que afirma que el Cosmos ha surgido de una materia cruda y homogénea y ha adquirido su estado presente y heterogéneo por medio de fuerzas inherentes en él mismo.

La evolución puede ser teísta o ateísta.

La evolución teísta reconoce a Dios como el Creador de las substancias originales, pero afirma que la evolución es el método por el cual ha tenido lugar todo desarrollo acaecido partiendo de un supuesto elemental hasta llegar al estado presente de madurez.

La evolución ateísta, por otra parte, rechaza la Persona de Dios, niega su intervención en la creación, y postula que la materia es eterna y autónoma.

"Veamos ahora el punto de vista de la ciencia. El conjunto del universo apareció hace aproximadamente 15.000 millones de años debido a una gigantesca explosión repentina que se denomina popularmente Big Bang. Son de conocimiento general dos pruebas importantes sobre ello: en primer lugar, el universo continúa extendiéndose todavía y en segundo lugar, todo el universo está lleno de un mínimo resto del calor de aquella explosión, cuya magnitud fue inimaginable y que se puede medir como radiación remanente, es decir, una temperatura de unos cuatro grados por encima del punto cero absoluto. Por otra parte, la mayoría de los cosmólogos aceptan hoy en día que, en el momento de la creación del mundo, el tiempo y el espacio estaban infinitamente distorsionados; se trata de una situación a la que se denomina "singularidad". Esta singularidad inicial se puede denominar también límite o borde, es decir, límite o borde del espacio y de tiempo. En una singularidad no existe absolutamente nada, o sea, tampoco espacio, ni tiempo. Visto así, en la singularidad tenemos ante nosotros el verdadero origen del espacio y del tiempo.

Mucha gente tiene una idea equivocada sobre el Big Bang, lo cual es más que disculpable. Se piensa que había un pedazo de materia, extremadamente comprimida, que había existido desde toda la eternidad en un diminuto rincón de un vacío sin límites. El cosmólogo profesional lo ve de forma totalmente diferente. Si se toma en serio el estado llamado singularidad, entonces quedará excluida la existencia de tiempo antes de Big Bang. Tampoco ha existido el espacio vacío. Efectivamente, ambos surgieron de la nada en el momento del Big Bang; antes no existían. Así es, por difícil que nos parezca llegar a comprenderlo".

Desde el principio el hombre pecador se ha entregado a la especulación del problema del origen del universo, y la teoría evolucionista es la mejor solución que el hombre ha podido encontrar.

Es evidente que este sistema es maligno, no da cabida a Dios, sino que intenta alejar al hombre de él.

La declaración evolucionista: "la vida misma con toda probabilidad surgió de la materia inorgánica" es una simple conjetura. Esta es, sin duda, la mejor solución que la mente impía del ser humano puede ofrecer al problema del origen de la vida. Aparentemente aquí el verdadero método científico de proceder solamente en la base de hechos probados es lanzado al viento. La evolución es una simple generalización basada en una hipótesis. Aun si fuese el caso que todos los hombres de ciencia se adhiriesen a dicha suposición, ésta no tiene el derecho de proclamarse a sí misma como una ciencia autoritativa, como ahora hace la evolución, hasta que sea verificada por los hechos.

En contraste con esto, la Biblia, como Palabra autorizada de Dios declara que "en el principio creó Dios los cielos y la tierra" (Gn 1:1).

Así los hombres tienen que escoger entre una de estas dos alternativas: La creación directa de las cosas por Dios como lo declara Su Palabra autorizada, o la evolución de este complejo y maravilloso universo sin una causa o propósito direccional, de la nada. En el último análisis, la elección es entre Dios y la nada. ¡Y qué tinieblas manifiestan aquellos que eligen la nada!

¡Qué pervertida es la experiencia intelectual de una persona que juzga como "estupidez" los sublimes actos creativos de Dios, pero no ve la estupidez de pensar que un renacuajo o un mono fuese el progenitor de los hombres!

Según la ciencia moderna, el hombre tiene que conformarse con la idea de que la humanidad es algo insignificante, alojada en un planeta sin importancia que se desplaza a enorme velocidad por el vacío del universo. Que es un mero accidente sin alma, sin objeto y sin finalidad alguna en un universo vacío de sentido y surgido sin planificación previa.

d) El deismo.

Como filosofía el deísmo mantiene que Dios es un ser personal, infinito y santo, y que es el Creador de todas las cosas; pero que El deliberadamente abandonó su creación después de completarla con el propósito de que ésta fuese autosuficiente en todo sentido por medio de las fuerzas residentes en ella. Dios no está presente en la creación sino que es un ser transcendente. El deísmo rechaza las Escrituras o cualquier sugerencia de que Dios está obrando providencialmente desde la creación. Según este sistema, no existe la posibilidad de allegarse a Dios por medio de la oración, o de tener comunión y compañerismo con él. El deísmo es la religión de la naturaleza ya que mantiene que todo lo que puede conocerse de Dios está limitado a las deducciones que puedan obtenerse de la creación. Presenta un Dios ausente, sentado sin hacer nada a las afueras del universo, contemplando cómo se mueve.

Conclusión.

En medio de todas las conjeturas del hombre respecto al conocimiento de Dios, el Señor ha hablado a través de una revelación específica de Sí mismo, y para aquellos que han sido iluminados, dicha revelación es final y de largo alcance. Pero para los que aún están en tinieblas muy poco es añadido a través de la revelación, y como prueba de ello está su indiferencia hacia las Escrituras y su rechazo a recibirlas.

Creative Commons License

Haz tu comentario desde Faceboook   |   Publicar comentario

PUBLICIDAD

ENLACE PATROCINADO

Categorias: (18)

Noticias:

Etiquetas / Tags

Mujer, Hombre, Salud Mental, Cristo, Musica, Guerra Espiritual, Principios para la Vida, Biblia, Adicciones, Salud Espiritual, Iglesias, Ministerial, Devocional, Salud Mental, Investigación y Tecnología, Niños, Devocional de hoy, Educación, Series, Dont Worry be Happy, Antiguo Testamento, Nuevo Testamento, El Golazo de tu Vida, Todos

Inicio   |   Artículos   |   Directorio   |   Videos   |   Imágenes   |   Regístrese   |   Publicidad   |   Acerca de Vida   |   Contáctenos   |   Ayuda

Centro Cristiano Vida Internacional. Ministerios Vida®
Viviendo la Vida.com.com © Todos los Derechos Reservados.
design & development everascencio.com